Según las primeras hipótesis de la investigación el conductor tomó la curva muy rápido, perdió el control del vehículo y se llevó por delante cuatro bloques de hormigón de más de 1.500 kg cada uno de ellos.

Se trata de un varón, de unos 30 años de edad, que circulaba junto a un amigo suyo por la vía de cintura de Palma, sobre las 4.10 horas de la madrugada de hoy sábado. En un momento dado, el varón tomó la salida de la carretera de Sóller (Piscinas de Son Hugo-Hipódromo). Lo hizo a tal velocidad que colisionó contra las protecciones de seguridad y se las llevó por delante quedando subido el coche sobre una de ellas.

A la llegada de la Guardia Civil de Tráfico, Bombers de Palma y de las ambulancias del 061 y de la clínica Juaneda, los ocupantes del vehículo se encontraban bien y fuera del coche.

Son dos jóvenes de nacionalidad española y el conductor, una vez sometido a la prueba de alcoholemia, dio un resultado positivo.

No fue necesario el traslada al centro hospitalario dado que las lesiones que presentaban eran de carácter muy leve.

El punto donde se produjo el accidente está catalogado como uno de los más problemáticos y donde mayor número de siniestros se producen. También es cierto que, en la mayoría de los casos, son los conductores los que por una conducción inapropiada sufren los accidentes.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.