La Policía Local de Alcúdia está indignada y molesta con el talante que muestra su alcaldesa, la popular Coloma Terrassa, a la hora de sentarse a negociar con los los diferentes puntos de mejora de sus condiciones laborales.

El pasado sábado, con motivo de la festividad de Los Ángeles Custodios, patrón de la Policía Local de Alcúdia, la totalidad de la plantilla le dió un monumental ‘plantón’ a la alcaldesa y no acudieron a los actos organizados.

El ridículo mayúsculo, mucho más cuando las autoridades del Govern y de otros municipios vecinos pudieron comprobar que estaban asistiendo a una fiesta policial en la que no estaban los policías. 

Los sindicatos policiales, puestos en contacto con este diario digital, han afirmado: “Fue algo realmente lamentable. Es como ir a una boda y que no estén los novios. Las autoridades y todos los invitados estaban muy incómodos y la alcaldesa trató, en su discurso, poco más de demonizar a los sindicatos, pero no se ha dado cuenta que, por primera vez en toda la historia de la Policía Local de Alcúdia, todos estamos unidos”, añade.

“Que no engañen a la gente. Pedimos lo que es nuestro. Nos deben la productividad desde el año 2005, nos han prometido mejoras en el cuartel que nunca llegan, no quieren sentarse a negociar con nosotros. ¿Qué podemos hacer?. Si quieren guerra la van a tener”, concluyen los representantes sindicales consultados por Crónica Balear.

En los próximos días se espera que la alcaldesa mueva ficha y reconduzca una situación que puede acabar como el rosario de la Aurora en uno de los principales municipios turísticos de la zona Nord. 

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.