| Magaluf| 07/09/2013

Nuevo caso de un turista borracho volador en Magaluf. Un joven de 18 años fue hospitalizado ayer de madrugada tras caer desde un tercer piso de unos apartamentos. La Guardia Civil investiga lo ocurrido.

Sobre las 4.50 horas los equipos de emergencia fueron alertados de que un muchacho gritaba en la parte trasera de unos apartamentos de la Avenida Magaluf, a la altura del número 10. Agentes de la Benemérita, policías locales y sanitarios del 061 confirmaron que se trataba de un veraneante británico, que se había precipitado desde 11 metros de altura y se había roto un brazo y sufría otras lesiones. El muchacho se encontraba consciente y se dirigía continuamente a su novia, a la que gritaba: «I Love you!» (¡Te quiero!).

 

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.