La presidenta del Consejo de Mallorca, Maria Salom, ha asistido hoy a la celebración de la misa solemne en la iglesia de Santa María de Robines de Binissalem, oficiada por mosén Llorenç Lladó, con motivo de la celebración de la XLIX Fiesta de la Vendimia.

María Salom ha llegado a la iglesia acompañada de las autoridades locales, encabezadas por el alcalde y consejero insular, Jeroni Salom, desde el ayuntamiento, recorrido que han amenizado los xeremiers, Corte de Vermadors, y los gigantes del municipio, Jaume y Aina .

En el transcurso del oficio solemne, ha tenido lugar la tradicional ofrenda del mosto novel en Santa Maria de Robines, a cargo de los vermadors y las vendimiadoras de 2013.

Posteriormente, se ha celebrado el concurso de uvas y el baile de los gigantes, así como la actuación de María Cànoves y del Corte de Vermadors. Numerosos vecinos del municipio y visitantes han asistido a los actos festivos que Binissalem celebra cada año coincidiendo con la época del vermar.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.